Requisitos para declararse insolvente en España

SLEY ABOGADOS

La mayoría de las personas en España habrán escuchado hablar de la declaración de insolvencia de personas o empresas. Esta declaración de insolvencia puede darse siempre que se cumplan unos requisitos. Además, conlleva unas consecuencias que es necesario tener en cuenta.

Requisitos para declararse insolvente, en SLEY Abogados

Cuándo es insolvente una persona

Una persona es insolvente cuando no puede hacer frente a sus deudas. Esto se da cuando las obligaciones son mayores que los bienes que posee ese individuo.

Para la declaración de insolvencia personal o empresarial es necesario seguir un procedimiento y cumplir unos requisitos.

Cuáles son los requisitos para declararse insolvente

Los requisitos básicos para declararse insolvente son:

  1. Incumplimiento de la cancelación por pago de dos o más obligaciones con dos o más acreedores en un plazo mayor a 90 días.
  2. No disponer de liquidez o activos suficientes para hacer frente a las deudas.
  3. Existencia de demandas en su contra sobre ejecución o cobro judicial.
  4. Retrasos en, al menos, la mitad de la deuda. 
  5. Haber intentado pagar de buena fe.
  6. La deuda existente no puede superar los 5 millones de euros.
  7. No haber sido declarado culpable en concurso anterior.
  8. No tener una sentencia firme durante el año anterior por delitos con la Agencia Tributaria o la Seguridad Social, ni relativa a falsedad documental o patrimonio.
  9. La deuda por la que se solicita la insolvencia no puede ser con la Administración Pública.
  10. No haber solicitado la Ley de Segunda Oportunidad en los últimos diez años.

Por tanto, pueden declararse insolventes los particulares y empresas que no puedan hacer frente a sus deudas y que no hayan sido declarados culpables por delito económico o fiscal.

Para ello, lo más importante es demostrar que no se cuenta con suficiente patrimonio para hacer frente a las deudas. En este tema es de mucha ayuda contar con un abogado especialista en insolvencias.

En Sley estamos especializados en las situaciones preconcursales, la reestructuración de deudas, la Ley de Segunda Oportunidad y los concursos de acreedores. Contacta con nosotros y te ayudaremos a saber cómo me declaro insolvente en España.

Qué pasa si me declaro insolvente

La declaración de insolvencia conlleva unas consecuencias, algunas positivas y otras negativas. Por ello, antes de proceder a la declaración de insolvencia es importante conocerlas.

  1. Cuando una empresa o particular se declara legalmente insolvente, de esta situación quedará constancia para el futuro.
  2. Posibilidad de acogerse a la Ley de Segunda Oportunidad.
  3. Reducción o eliminación de la deuda mediante la negociación judicial o la resolución en sentencia.
  4. El insolvente dejará de aparecer en las listas de morosos por las deudas que tenía.
  5. Cesarán las reclamaciones por parte de los acreedores y las amenazas de embargo. 

Si te preguntabas cómo declararse insolvente ante Hacienda o qué pasa si me declaro insolvente en un juicio, ahora ya sabes los requisitos y consecuencias.

Como hemos visto, en España es posible declararse insolvente cuando no sea posible hacer frente a las deudas. Para ello, existen una serie de requisitos para declararse insolvente que es necesario cumplir, como no disponer de activos suficientes y haber impagado, al menos, dos deudas. La declaración de insolvencia deja constancia para el futuro y permite reducir o eliminar las deudas mediante la negociación en sede judicial o el acceso a la Ley de Segunda Oportunidad.

En Sley Abogados te asesoramos en todos los pasos a tomar. Ponte en contacto con nosotros y te daremos más información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Necesitas un abogado en Madrid?

Sley Abogados Contacto

Contacta con nosotros

Categorías

Ir arriba

SLEY ABOGADOS